miércoles, 12 de diciembre de 2012

¿Dónde estará aquel poema?




Imposible ya,
imposible recomponer
ese puzzle,
las piezas han quedado
esparcidas, perdidas
al otro lado de aquel muro
que elevó la distancia preventiva,
que jamás saltamos
y se entierran más y más cada día,
con el azote de un viento
de olvidos voluntarios,
de evidencias ocultas,
evidentes y encadenadas
que duelen,
que rasgan,
que rompen.

La nada toma posesión
de los sueños,
los destinos,
las miradas
y  las manos,
esas manos que hoy
mueven vacíos.

Otro invierno definitivo
ya cubre con su negro manto
el camino recorrido.

¿Qué ocurrió con aquel poema
que pusiste en mi mano?

 (A.A.M.) © 2012

8 comentarios:

  1. Cuando empiezas ya con un imposible tan contundente, es que la cosa estaba muy mal de verdad, hermoso poema, posiblemente algún día aparezca el poema por algún cajón olvidado ,nunca se sabe.

    Un abrazo Ana

    ResponderEliminar
  2. Es que como pierdas piezas de un puzzle ya no tiene remedio y vete a buscarlas entre tanta tierra y tanto viento.

    Gracias Diego, seguro que aparecerá... en algún momento, cuando pase el tiempo.

    Un abrazo para ti también

    ResponderEliminar
  3. Esa distancia preventiva... que siempre termina rota en las palabras...
    El acantilado, Annabel Lee y tus palabras...también me sirven de refugio. Besos Ana!

    ResponderEliminar
  4. Precioso poema Anuska, triste y definitivo, pero muy bonito. Un beso

    Juanjo

    ResponderEliminar
  5. Un beso Magda pues no sabes como me alegra eso de que te encuentres tan a gusto aquí, ya sabes que es mutuo.

    Yo creo que no es bueno poner distancias preventivas, es muy peligroso es más.

    Un abrazo fuerte

    ResponderEliminar
  6. Me alegra mucho que te guste Juanjo, siempre ha sido importante tu opinión sincera para mi por que estás acostumbrado a lecturas de calidad y yo sabes que soy un poco kamikaze, pero me alegra mucho que te guste, en cuanto a lo de triste, siempre produce tristeza las pérdidas que se van quedando por el camino, pero así es la vida.

    Por cierto cuando leía tu comentario me ha venido a la cabeza el maravilloso final de poema de Borges, Despedida:

    "Definitiva como un mármol
    entristecerá tu ausencia otras tardes. "

    Un beso Juanjo y un abrazo

    ResponderEliminar
  7. Con el deseo de que tus sueños sean ocupados por alegres primaveras. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Gracias Juan, tambien espero una primavera alegre para mi y para todos, la realidad está llena de momentos tristes, aunque trataremos siempre de seguir caminando, el que deja de luchar ya tiene todo perdido.

    Un abrazo y mi cariño

    ResponderEliminar